Las curiosidades del Oscar

Esta semana se celebra una nueva versión del premio más esperados por los cinéfilos. Acá te dejamos con algunas curiosidades.

Desde su primera edición en 1929 los premios de la Academia han sido fuente constante de muchas , las que generalmente se pierden entre el glamour, la elegancia y las estrellas que desfilan por la alfombra roja. Mientras mucho de ese encanto no se hará presente en la versión 2021, debido obviamente a la , quizás este año más que cualquier otro, es la ocasión ideal para resaltar aquellos que generalmente pasan inadvertidos.

LA ESTATUILLA

Actualmente, la estatuilla mide 34 centímetros y pesa poco menos de 4 kilogramos. Está hecha de metal de Britania bañado en oro de 24 quilates. Este trofeo tan codiciado por parte de todos quienes trabajan en la industria del , fue diseñado por Cedric Gibbons, artístico de MGM, y representa a un caballero de pie sosteniendo una espada sobre un carrete de cinta cinematográfica.

Más allá de algunas modificaciones menores, todas las estatuillas han sido iguales salvo dos grandes excepciones. El primero de estos se dio en 1938, cuando el ventrílocuo Edgar Bergen recibió el premio honorifico por haber creado el personaje Charlie McCarthy, ocasión en la que se le entregó una versión de la estatuilla hecha de madera y con la boca abierta, representando de esta manera un muñeco ventrílocuo.

La segunda también fue por un premio honorifico, esta vez entregado a Walt por la cinta “Blanca Nieves y los Siete Enanos”, por lo que el trofeo tenía adjunta una base más alargada donde iban ubicados siete miniaturas del premio.

EL EVENTO

Como era de esperar, un salón repleto de algunos de los actores más famosos del mundo rápidamente obtuvo la atención del público, por lo que ya a la segunda edición (1930) de esta premiación una radio decidió transmitir el evento en vivo durante una hora. Pero, tendrían que pasar otros 23 años para que esta fuera transmitida a través de una cadena televisiva (1953).

La premiación también ha sido hogar de múltiples chascarros, como cuando en 1963 un guardia de seguridad no le permitió el reingreso a Frank Sinatra, luego de que este se ausentara durante algunos momentos. O en 1974, cuando un hombre completamente desnudo invadió el escenario como modo de protesta a favor de los derechos homosexuales.

Pero seguramente la verguenza más grande de los últimos años, incluso de décadas, ocurrió en 2017, cuando los presentadores a , Faye Dunaway y Warren Beatty, abrieron el sobre y anunciaron al mundo que el ganador era “La La Land”. Lamentablemente, la información que venía dentro del sobre estaba equivocada y el verdadero ganador había sido “Moonlight”, por lo que los siguientes momentos, mientras se aclaraba la situación, resultaron tanto confusos como bastante incómodos para todos los presentes y los millones de espectadores de la TV.

LOS GANADORES

Finalmente hay que destacar a todos los integrantes que han sido, o fueron en su época, participantes comunes de esta premiación, como es el caso de Katharine Hepburn, la más ganadora de la historia, quien se llevó la estatuilla en cuatro ocasiones, mientras que la que más ha sido nominada es Meryl Streep, quien ha obtenido este reconocimiento en 21 ocasiones, ganando en tres.

Por parte de los hombres, el más nominado a los premios de la Academia ha sido Jack Nicholson con doce, mientras que el más ganador es un empate entre tres, Jack Nicholson, Daniel Day Lewis y Walter Brennan, cada uno con tres estatuillas.

Quizás el dato menos relevante, pero más llamativo de todos, es que solamente una persona de nombre Oscar ha ganado un Oscar y este fue Oscar Hammerstein II, quien fue nominado por en cinco ocasiones, entre los años 1939 y 1952, y ganó en dos.

La edición 93 de los premios de la Academia está agendada para el 23 de abril y, mientras que probablemente no contará con el glamour ni espectáculo de otros años, seguramente nos entregará más de alguna anécdota y curiosidad para comentar en el futuro.

Suplemento semanal de Televitos, realizado por quienes tienen el Placer Culpable de amar los trabajos audiovisuales. Eso hace una gran diferencia.