¿El declive de Netflix?

Netflix
Lo lees en 4 minutos

Hace poco más de media década esta plataforma de televisión online se transformó en un producto masivo, pero luego de haber dominado el mercado prácticamente sin oposición durante años, sus días parecen estar contados.

En cuanto a tecnología audiovisual se trata, hemos visto el auge y caída de un sinnúmero de productos simplemente porque no pudieron mantenerse fuertes de cara a la llegada de nueva competencia. Sin ir más lejos, fue así como en un periodo de aproximadamente tres décadas, pasamos de VHS a DVD a Blu-ray a digital como nuestra mejor opción de cine en el hogar.

Y mientras que el ejemplo anterior se basa solamente en las opciones tecnológicas, con cada nueva posibilidad entregando mejor sonido, imagen y un puñado de otras ventajas, cuando se trata del mundo del streaming, el gran factor a tomar en cuenta entre una plataforma y otra es sin duda el catálogo.

Durante años, Netflix tuvo la oportunidad de adquirir y utilizar programación, ya sea series o películas, no de producción propia, posibilidad que llevó a esta plataforma a ser la más importante del mundo, actuando prácticamente como un monopolio en muchas partes del mundo. Pero, como era de esperarse, este dominio no era sustentable ya que dependía de un factor muy importante, que quienes generaban las producciones decidieran no participar en el mercado o de hacerlo, le dieran suficiente tiempo a Netflix para que pudiera crear su propio catálogo.

Fue así, como durante los últimos años esta empresa de streaming se transformó en el que más invertía en producciones propias, con estimados que alcanzaban los 8 mil millones de dólares en 2017, 13 mil millones en 2018 y 15 mil millones en 2019

Para poner estas cifras en perspectiva, los presupuestos estimados 2019 de Prime Video y Apple TV fueron de 6 mil millones de dólares cada uno, mientras que HBO, que este año nos entregó “Watchmen”, “His Dark Matter” y la última temporada de “Game Of Thrones”, invirtió solamente 3,5 mil millones en su programación.

Netflix

Entonces, siendo la fuerza pujante de la industria e invirtiendo casi tres veces más que sus más cercanos competidores ¿por qué estaría en declive la empresa más importante de televisión online? Bueno, la respuesta resulta dolorosamente simple. 

En primer lugar, todos aquellos generadores de contenido que hasta hace poco arrendaban su programación a Netflix, se encuentran en el proceso de crear, lanzar y promocionar sus propias plataformas, por lo que no solamente desean recuperar su contenido en orden de potenciar su propio catálogo, sino que, con el objetivo secundario de golpear al líder del mercado, de manera indirecta generando una fuga de suscriptores.

Esta perspectiva, de derribar al gigante, queda mayormente confirmado con el hecho de que la empresa del ratón Mickey licitó las cintas Marvel, Star Wars y Disney a Prime Video de Amazon en las zonas del mundo donde aún no llega Disney+, con el objetivo de continuar promocionando sus producciones, pero no potenciar a su mayor amenaza cuando finalmente aterrice en aquellas regiones.

Esta fuga de programación ha significado que el catálogo actual de Netflix en Estados Unidos, no solamente este a la baja, sino que es hasta un 40% menor a lo que fue en el año 2014, época más potente de la empresa, pero que actualmente se ve bastante debilitada.

En cuanto a su programación original, esta plataforma ha tenido una historia bastante bipolar, donde a pesar de haber estrenado ciertas series, como “Mindhunters” y “Stranger things”, las que han sido aplaudidas tanto por la crítica como por los fans, y un puñado de cintas exitosas, siendo “The King” y “The Irishman” los casos más recientes, no han sido suficientemente numerosos ni tenido el impacto esperado sobre el mercado. 

Netflix

Pero si a eso le sumamos el sinfín de series y especialmente películas, que han querido tapar una historia paupérrima con un par de actores de renombre, como son los casos de “Extinction” con Michael Peña, "Death Note" con Willem Dafoe o quizás el más emblemático, “Bright” con Will Smith, tampoco es de sorprenderse que la confianza de los suscriptores no es la mejor cuando se trata de contenido propio de la plataforma.

Otra gran pregunta que habría que hacer es cómo financian los 15 mil millones de dólares que invirtieron en programación, además de todos los otros gastos operacionales que deben tener. Bueno, la respuesta a esta pregunta también resulta dolorosamente sencilla, actualmente en Chile, tener el plan básico de Netflix (solamente una pantalla a la vez, sin calidad HD ni ultra HD) cuesta 5 mil pesos mensuales, mientras que el pack Premium (4 pantallas, calidad HD y ultra HD) tiene un costo de 9 mil pesos). Si esto lo comparamos con Prime Video de Amazon, que, cuenta con menos contenido, pero sin duda de mayor calidad, cuyo precio por 3 pantallas en HD es solamente de 3500 pesos y para el caso de AppleTv+ lo mismo.

No hay duda de que en esta región del mundo Netflix sigue siendo rey, pero con la llegada de Apple Tv+, con Prime Video de Amazon sumando cada día más adeptos, y el inevitable aterrizaje de HBO Max, Disney+ y varios otros, el futuro de esta plataforma de streaming se ve cada vez más complicado.
 

Contenido relacionado

Noticias

HFHarrison Ford se une a la serie The Staircase

El actor, conocido por sus icónicos papeles de Han Solo e Indiana Jones, además de asumir el rol protagónico también será productor del show. A pesar de haber probado suerte en la pantalla chica en los comienzos de su carrera, con pequeños papeles en programas como “The Virginian”, “Beach Patrol”...
Noticias

HBOMAXHBO Max entrega los primeros detalles oficiales

Mientras que aún no cuenta con fecha de lanzamiento para los mercados internacionales, Warner Media ya dio a conocer varios factores a tener en cuenta para cuando esta plataforma llegue a nuestra región del mundo. A pesar de ya contar con HBO Go, sistema de streaming en la que podemos disfrutar de...

Copyright © 2005-2020. All rights reserved