La carrera de Nicolas Cage

Nicolas Cage
Lo lees en 4 minutos

Ficha


De Ganador del Oscar y héroe de cintas acción a cuestionado por su estabilidad mental y elección de papeles. Pero sin importar si lo amas o lo odias, es imposible negar que su carrera ha sido interesante, por decir lo mínimo.

Finalizaba marzo de 1996 y dentro de un sobre sellado, había una tarjeta que marcaría para siempre el nombre de Nicolas Cage en la historia del cine estadounidense y coronaria lo que hasta ese momento había sido una carrera de apenas quince años, pero que desde cualquier perspectiva se debía considerar sumamente exitosa. Fue Jessica Lang la encargada de dar el anuncio, “… y el ganador al Oscar por mejor actor es…” y tras pronunciar su nombre, fue unánime entre su competencia, donde resaltaban nombres de la talla de Anthony Hopkins por su interpretación de Nixon y Sean Penn por su actuación en “Dead Man Walking”, que en esta ocasión había ganado el mejor. 

Pero lo que ninguno de ellos jamás habría imaginado es que dos décadas más tarde, el hombre que dio vida a ese borracho empedernido en “Adiós A Las Vegas” estaría luchando por reinventar su carrera para así no desaparecer de la memoria colectiva de los amantes del séptimo arte.
NC1

LA ERA DORADA
A pesar de haber comenzado su carrera en 1981 bajo el nombre de Nicolas Coppola, siendo sobrino del director Francis Ford Coppola, con excepción de dos clásicos de culto como lo son “Birdie" y “Raising Arizona”, no fue hasta haber obtenido el premio de la Academia que, al joven actor que ahora se manejaba bajo el seudónimo de Nicolas Cage, se le abrieron las puertas de Hollywood, pudiendo elegir básicamente cualquier papel que se le antojara. Y al igual que muchos grandes interpretes de la era, fue el género de acción lo que más lo atrajo.

En la segunda mitad de los noventa, Cage tuvo tres exitazos consecutivos a base de balaceras y explosiones, en las cuales también tuvo la oportunidad de colaborar con algunos de los actores de mayor importancia de la época, “The Rock” (1996) junto a Sean Connery, “Con Air” (1997) con John Cusack y John Malkovic y “Face Off” (1997) donde se enfrentó a John Travolta, pasando de antagonista a protagonista y de regreso.

Luego de esta seguidilla de éxitos, a la que se suma el drama romántico “City Of Angels” (1998), “Gone In Sixty Seconds” (2000) y “Adaptation” (2002) donde nuevamente fue nominado al Oscar, aunque no pudo con Adrien Brody que se lo llevó por su trabajo en “The Pianist”, la carrera del actor oriundo de Long Beach parecía imparable, con un futuro muy prometedor.
NC2

EL DECLIVE
Luego del éxito que tuvo con “Adaptation”, “National Treasure” (2004) y "El Señor De La Guerra” (2005), demostrando nuevamente que tenía todo el talento necesario para pasar entre blockbusters y cine para festivales, Cage de un momento para otro comenzó con una seguidilla de malas elecciones en cuanto a papeles se refiere. Esto quedo más que demostrado con su interpretación de “Wickerman” (2006), “Ghost Rider” (2007) y, por supuesto, “Left Behind” (2014) un thriller religioso que bordea lo ridículo.

Pero no fue solamente su elección de proyectos lo que hizo peligrar su carrera, porque según varios medios norteamericanos, para el año 2011, Cage ya había desperdiciado completamente su fortuna de más de 150 millones de dólares, y lo hizo de la manera más ridícula posible. Se rumorea que, entre algunos de los gastos millonarios, y excéntricos por decir lo mínimo, se encuentra el cráneo fosilizado de un dinosaurio, islas privadas y hasta castillos. Quedando inclusive en deuda con el servicio de impuestos de los Estados Unidos (IRS), por más de seis millones de dólares.

Esta compleja situación económica, un tanto similar a la de otro famoso actor de los noventa, Wesley Snipes, obligó al actor a tener que aceptar guiones que generalmente ni siquiera habría leído, llevándolo a un espiral de desprestigio dentro de la industria, pero ante todo en los ojos de la fanaticada.
NC3

EL RENACER
Ya para el año 2017, aparte de un par de cintas que protagonizó junto a otros actores que también habían caído en desgracia o quedado olvidados por la fama, como “USS Indianapolis: Men of Courage” (2016) donde trabajó con Thomas Jane y Tom Sizemore, su carrera parecía condenada al cine de bajo presupuesto o directo a video. Pero fue entonces que ocurrió un pequeño milagro que pocos habrían esperado: el ganador del Oscar descubrió dos nichos ideales para su recuperación.

En primer lugar, mientras trabaja en la cinta “Mom And Dad” (2017), la que sigue la historia de un pueblo en la que de un momento para el otro todos los padres se obsesionan con matar a sus hijos, Cage se da cuenta que ese look demencial del que tanto se han burlado es ideal para cierto tipo de terror y thriller. Imagen que volvió a poner en buen uso durante el 2018 con la cinta “Mandy”, que ha sido proclamada con una de las mejores de este año.

Lo segundo fue aprovechar su habilidad vocal para interpretar a distintos personajes en cintas animadas, lo que ha hecho de manera muy exitosa en este 2018 con dos películas a su haber, “Teen Titans Go! To the Movies” y “Spider-Man: Into the Spider-Verse”, a lo que se debe sumar su participación en la futura entrega de “The Croods 2”.

Esta reinvención de su figura pública y reubicación de sus objetivos profesionales, le han entregado un nuevo aire a la carrera de Nicholas Cage. Y mientras que es cierto que aun esta a una gran distancia de recuperar el estatus hollywoodense que ostentaba en la segunda mitad de la década de los noventa, si ha recuperado el respeto de los fans y un porcentaje importante de sus bienes, teniendo actualmente una fortuna aproximada de 25 millones de dólares.
NC4
 

Contenido relacionado

Noticias

 Face/Off Paramount prepara reboot de Face/Off

La nueva versión del clásico de acción de los años noventa estará a cargo del guionista de “Cloverfield Paradox” y “22 Jump Street”. Según se dio a conocer recientemente, el estudio cinematográfico de Paramount estaría desarrollando una nueva versión de la cinta de acción de 1997, “Face/Off”, la...

Copyright © 2005-2019. All rights reserved